Saltar al contenido

9 ERRORES que NUNCA debes hacer eligiendo un HUB de DOMÓTICA

9 errores que no debes cometer cuando adoptas un HUB de DOMÓTICA

Para tener una casa inteligente, generalmente necesitamos un hub de domótica que será el cerebro de nuestra instalación y es difícil saber si nuestra elección es la mejor.

Por supuesto, esta elección dependerá de nuestros objetivos y nuestro perfil, pero hay algunos errores que, en mi opinión, debéis evitar, para no tirar vuestro dinero a la basura como suele suceder en muchos casos.

Vamos a ver 9 errores que NUNCA debes hacer para elegir un hub para empezar con una casa inteligente.

⚠️ PELIGRO! 9 ERRORES que NUNCA DEBES HACER eligiendo un Hub de DOMÓTICA!

¿Por qué digo que son errores?

Por la simple razón que hay infinidades de hubs domóticos que desaparecen del mercado en poco tiempo y muchas veces, nos quedamos con una solución que deja de funcionar en el momento que la empresa abandona el proyecto o tenemos una instalación con un uso muy limitado, cuando sucede este evento.

Por lo que es una pena invertir en un hub que suele representar el coste mas importante en una instalación domótica, si debemos tirarlo a la basura después de semanas o meses de uso.

¿Y cuales son estos errores?

El error n°1 es dejarse seducir por el Marketing sin verificar el aspecto técnico.

Este primer error es muy común en este mercado de la domótica.

El marketing es importante en este mundo, para destacar un producto o un servicio, pero a veces, es utilizado para influir y seducir un consumidor de forma equivocada porque realmente, técnicamente hablando, esta solución tiene mucho que desear.

Por lo que, aunque un hub pueda tener una interfaz atractiva o la empresa indica tener infinidades de funcionalidades y compatibilidades… debéis analizar algunos datos técnicos que, en mi opinión, es esencial para disfrutar de la mejor experiencia.

El error n°2 es adoptar en hub de domótica de una grande empresa pensando que tendremos lo mas fiable.

Aunque podemos pensar que una empresa mundialmente reconocida ofrezca el mejor servicio, en este mercado de la domótica, se ha visto en muchas ocasiones, gigantes abandonar por completo sus proyectos sobre la casa inteligente, dejando muchos usuarios huérfanos de sus instalaciones.

Por lo que, aunque esta grande empresa tiene un reconocimiento mundial, no debéis tener este criterio único a la hora de elegir vuestro hub domótico.

El error n°3 es comprar un hub de domótica desconocido del mercado.

Podemos ver hubs que proponen funcionalidades y compatibilidades interesantes en la teoría, pero, si NO tiene una comunidad de usuarios, es difícil saber si realmente esta solución nos va dar satisfacción.

Si la solución que queremos adoptar cuenta con una comunidad de usuarios, vamos a poder conocer la experiencia de muchos de ellos y podremos tener mas claridad sobre si debemos adoptar este hub o no.

El error n°4 es elegir un hub de domótica que funciona solamente gracias a internet.

Existen demasiados hubs domóticos que dependen exclusivamente de internet.

¿Qué es lo que sucede si hay un corte de nuestra conexión a internet?

Nos quedamos sin poder encender nuestras luces, abrir nuestras persianas, ajustar la temperatura de nuestra calefacción y mucho mas y tampoco funcionaran nuestras rutinas.

Y lo peor es que si tenemos un hub que depende de internet y que la empresa cierra sus puertas, lo mas seguro es que ya no funcionara nuestra instalación domótica por lo que debéis evitar cualquier hub que depende de internet para no tener este grande problema.

El error n°5 es tener un hub de domótica que no es Open Source.

Quizás no es un error de lo mas grave pero siempre tiene sus consecuencias.

Existen soluciones que no dependen de internet y funcionan en modo local por lo que nos aseguramos poder tener una instalación funcional en alguna medida, si la empresa cierra sus puertas.

Pero si esta solución no es Open Source, hay probabilidades de que varios servicios dejen de funcionar y, además, no podréis hacer evolucionar la instalación con novedades del mercado.

El error n°6 es elegir un hub fabricado por la misma empresa que propone dispositivos inteligentes.

Todas las grandes empresas que venden sus bombillas, enchufes, sensores y otros dispositivos suelen proponer su hub domótico.

Puede ser una decisión aceptable cuando solo tenemos en mente gestionar 2 o 3 dispositivos de esta misma marca.

Pero sabiendo que existen empresas que proponen exclusivamente un hub domótico que permite gestionar dispositivos de diferentes marcas en una misma interfaz, seria una pena limitarse en este aspecto sabiendo que, con el tiempo, quizás queremos hacer evolucionar esta instalación.

El error n°7 es elegir un hub con pocas integraciones de dispositivos.

Algunas empresas indican tener un hub domótico multi-tecnologías, pero a la hora de elegir dispositivos, vemos que la elección es muy reducida.

De que sirve tener tecnologías como el Zigbee y el Z-Wave si no podemos tener el control en tiempo real de nuestro consumo de electricidad, agua y gas, no podemos integrar un teclado inteligente, una sirena inteligente y otros dispositivos interesantes que pueden completar nuestra instalación.

Por lo que no solamente debéis mirar cuantas tecnologías un hub domótico pero también cuantos dispositivos la empresa ha integrado a su solución.

El error n°8 es querer siempre lo gratis.

Existen algunas soluciones que podéis disfrutar al 100% sin ningún coste. Pero alguna vez, es interesante poder comprar algún servicio o plugin por mas o menos 5 euros o dólares americanos que nos asegura tener mas estabilidad en nuestra instalación domótica y una evolución con el tiempo.

Por supuesto, existen servicios y plugins gratis y muy interesantes, pero a veces, una pequeña inversión os puede ser muy rentable para vuestra experiencia de la casa inteligente.

Lo barato puede salir carro, así que no siempre debéis ir a lo 100% gratis si vuestra intención es tener una instalación fiable, completa y evolutiva.

Y el error n°9 es adoptar un hub que utiliza un código de desarrollo propietario.

Este es otro error que podemos hacer a la hora de elegir un hub domótico.

Existen empresas que utilizan un código de desarrollo propietario como por ejemplo Adobe con Flash.

Pero en este ejemplo, Adobe abandonó el soporte de Flash y condeno a hubs domóticos que funcionaban con este método.

Por lo que este factor también tiene como consecuencia el abandono de los proyectos de empresas con hubs domóticos que ya tienen un pie en la tumba.

Son 9 errores que en mi opinión debéis tener en cuenta para empezar de la mejor manera con vuestra casa inteligente.

Y ahora os preguntareis: ¿Existe un hub domótico que responde a todas estas problemáticas?

El hub que responde a todas estas problemáticas es Jeedom.

Esta empresa francesa no tiene la fuerza de marketing de multinacionales, pero desde su nacimiento en 2015, no ha dejado de crecer gracias a sus características técnicas que les dan una gran ventaja respecto a sus competidores.

Jeedom no es una pequeña empresa, pero si nos basamos en su filosofía de uso, es muy interesante tener esta solución y no una propuesta de una grande empresa que solo nos atrae por su fama.

Pero, aunque Jeedom es una pequeña empresa, cuenta con mas de 35.000 usuarios en Francia y en el mundo, siendo una de las referencias en el mercado con un crecimiento cada vez mas importante.

Podéis disfrutar de foros, blogs y redes sociales donde veréis diferentes experiencias muy interesantes que nos permiten saber mas sobre el potencial de esta solución.

Jeedom no depende de internet que es otro punto clave. Si no tenéis cortes de vuestra conexión a internet o que la empresa abandonara su proyecto, todo sigue funcionando en vuestra casa de forma local.

Además, Jeedom es Open Source. Todos podemos colaborar en hacer crecer esta solución y su Market de plugins es un reflejo del potencial de Jeedom con muchos desarrolladores que comparten sus experiencias a través de diferentes servicios para la casa inteligente.

Jeedom no es una empresa que también fabrica dispositivos como sensores o actuadores. Solo propone su software domótico por lo que los desarrolladores trabajan exclusivamente con la filosofía de tener una solución completa y evolutiva y los recursos de esta empresa es dedicada en mejorar este software continuamente.

Jeedom cuenta con una larga lista de dispositivos compatibles, tanto en Z-Wave con FIBARO, Qubino o Aeotec, como en Zigbee con Sonoff, IKEA, Xiaomi, Lidl o Philips Hue como en EnOcean con NodOn, en Bluetooth con Schneider Electric… la lista es muy amplia.

Cabe destacar que el software de Jeedom es gratis y también el 60% de los plugins.

Por lo que podéis tener una instalación completamente gratis pero la ventaja es que Jeedom también propone plugins muy económicos, en media, 5 euros o dólares americanos, que nos permite tener un servicio funcional, fiable y evolutivo con el tiempo.

Es en mi opinión, interesante tener servicios gratis pero también poder contar con servicios de pago disfrutando del apoyo y de un trabajo de calidad de profesionales del sector.

Y para acabar, Jeedom utiliza códigos abiertos por lo que no tendrá esta problemática que pudo tener algunas empresas al respecto.

Por todo lo mencionado, una solución como Jeedom es recomendable porque no estamos expuestos a estos 9 errores. Sea cual sea la solución que os interese, espero que podréis valorar y estudiar todos los criterios que he mencionado.